Autoridad Nacional del Servicio Civil

ENAP impulsa buenas prácticas bibliográficas

[ssba-buttons]

Noviembre es el mes de los bibliotecarios. Estos profesionales tradicionalmente conmemoran la importancia de la información de calidad para la toma de decisiones y la formación continua con una serie de actividades en diversas instituciones. Este año, la Escuela Nacional de Administración Pública (ENAP) participó de las actividades organizadas por esta comunidad difundiendo buenas prácticas de Gestión Bibliográfica.

Nutrido Programa

El inicio de las capacitaciones se desarrolló el 23 de octubre con el taller “Trabajo en Equipo”, dictado por el catedrático  David Higuchi. Esta actividad contó con la presencia de la Comunidad de Prácticas de Bibliotecarios de ENAP.

El Día del Bibliotecario se celebró el 14 de noviembre en la Biblioteca Nacional del Perú con la Conferencia “El Bibliotecólogo hoy y su perspectiva para el futuro”. Participaron Eva Bolívar, jefa de la biblioteca de la ENAP, y Alejandro Ponce, jefe del Programa Académico de Monitoreo y Gestión del Conocimiento de la misma entidad.

La semana siguiente, Bolívar estuvo acompañada por los especialistas Renato Rondinelli y Evelyn Iparraguirre en la teleconferencia “Como potenciar los recursos bibliográficos: Experiencia  digital de la Biblioteca ENAP”, presentada como parte del Encuentro de Bibliotecarios “Experiencias en el Siglo XXI”, realizado en Chachapoyas, Amazonas.

Nuevas prácticas

El 29 de noviembre se cerraron las actividades con la conferencia “Buenas prácticas en bibliotecas y centros de información: la experiencia ENAP”, dictada por  Alejandro Ponce en el marco del Seminario “Cultura Informativa y Entornos Digitales” de la Facultad de Letras y Ciencias Humanas de la Universidad Mayor de San Marcos.

Ese mismo día, la Comunidad de Bibliotecarios de ENAP participó en el taller “Manejo del Stress”, que estuvo a cargo de la profesora Jennifer Alva en el auditorio de la sede institucional.

De esta manera, la ENAP se consolida como una institución, que además de prestar servicios educativos a los servidores civiles, se concibe como un laboratorio de innovación  en gestión pública. Los esfuerzos por mejorar el servicio al ciudadano en diversas áreas estratégicas, entre las que destaca la bibliotecología, contribuyen al desarrollo del país.